2024: El año para tu marca ciudad

Ver más
LaBase
Departamento de prensa

24 de enero de 2024
Institucional

Algunas de las principales capitales, ciudades y municipios de todo el mundo ya cuentan con su propia marca-ciudad, pero la apuesta por esta fórmula comunicativa no es casualidad. Este recurso se ha convertido en la mejor herramienta para conseguir que identifiquen nuestro proyecto y nos diferencien del resto.

Una ciudad es un ente vivo y dinámico. Crear nuestra marca-ciudad implica desarrollar una identidad gráfica que acompañe a todas nuestras acciones y que sea capaz de generar emociones y sentimientos.

El futuro de la comunicación institucional pasa, en gran parte, por la creación de nuevas marca-ciudad y la consolidación de las ya existentes. La implementación y desarrollo de este mecanismo comunicativo tiene múltiples beneficios, tanto reputacionales, como sociales y económicos para las ciudades que implementan con éxito estas marcas.

Estas son algunas de las ventajas que debes conocer:

1. Beneficios en la gestión interna

El primer paso para crear nuestra marca-ciudad es preparar nuestra estrategia. Esta hoja de ruta nos permitirá cohesionar y coordinar todas nuestras acciones entre los diferentes departamentos, concejalías o áreas de nuestro proyecto.

En definitiva, el desarrollo de una marca-ciudad nos permite tener una visión integrada que va a permitir que los pasos que demos respondan claramente a los objetivos y, por tanto, sean garantía de que se van a cumplir; aumentando la eficacia y la eficiencia de nuestro proyecto político.

2. Mejora de la percepción ciudadana

La marca es un reflejo de la identidad de la ciudad, esa identidad no solo va a ser interesante para personas y entes externas a la ciudad, sino también, y sobre todo, para las relaciones internas en la ciudad.
En una era de desafección política, es un deber inmediato de las instituciones públicas poner en marcha medidas que hagan que la población se vuelva a sentir identificada con sus instituciones.

A todo el mundo le gusta sentir que forma parte de algo. La marca ciudad contribuye a mejorar este vínculo gracias a las emociones que transmite la misma a la ciudadanía, fortaleciendo así el sentimiento de pertenencia.

3. Impacto económico

Nuestra marca-ciudad es la mejor carta de presentación al mundo. Esta fórmula comunicativa no sólo pone en el mapa a nuestro territorio, sino que configura una identidad que destaca nuestra fortalezas y aquello que merece la pena conocer.

Se trata de despertar el interés por nuestra ciudad. La marca ciudad es una buena oportunidad para hacer difusión del patrimonio cultural y artístico que tiene la ciudad, y lo más importante: proyectar al mundo cómo queremos que nos vean.

Conseguir hacer atractiva a nuestra ciudad, no solo conseguirá atraer a turistas de todo el mundo a visitar nuestros edificios históricos, sino que nos permitirá posicionar nuestro territorio como un lugar idóneo para la inversión.

4. Posicionamiento

Tener una marca ciudad nos demuestra la importancia de tener un relato que contar. La creación de una marca ciudad es la oportunidad perfecta para generar interés y posicionar nuestro mensaje entre los medios de comunicación.

‘Estar de moda’. Conseguir el foco mediático y la atención social es algo tan complicado como deseado. Una marca ciudad va a suponer un aumento de las noticias y publicaciones en redes sociales, donde las personas visitantes de nuestra ciudad son un trampolín para dar a conocernos.

Desde LaBase queremos acompañarte a crear o consolidar tu marca ciudad. A lo largo de nuestra experiencia asesorando y gestionando la comunicación de numerosas instituciones y cargos públicos, nos hemos dado cuenta de la necesidad de hacer atractivo y distintivo un proyecto.

¿Hablamos?